Facebook G+ Twitter Youtube RSS Contactar
 
En IML nos esforzamos en ofrecer a nuestros pacientes los mejores estándares
de calidad dentro de la medicina y la cirugía estética.
La eficacia de nuestros tratamientos se apoya en la continua
formación científica de nuestros profesionales.
Centro Médico Multidisciplinar
de Alta Tecnología.
Dotada con la última generación de equipamiento técnico,
IML es la primera plataforma de España y una de las primeras de Europa.
La eficacia de nuestros tratamientos se apoya en
la actualización permanente de los recursos técnicos.
  

Los jeans, indicadores del cambio en el contorno corporal

Los pantalones vaqueros son una de las prendas con las que más rápidamente solemos identificar un cambio en el volumen corporal, tanto el éxito obtenido por adoptar unos hábitos higiénico-alimentarios adecuados como las consecuencias de no llevar éstos a cabo.

Sin embargo, en ocasiones la dieta y el deporte no son suficientes para eliminar determinados cúmulos grasos que se localizan en zonas muy concretas. En este artículo explicamos cuáles son las medidas de primera elección en IML para reducir la grasa localizada resistente a todos los cuidados domésticos.

Los jeans como indicadores del cambio en el contorno corporal

Los jeans suelen utilizarse como indicador de los resultados de la "operación bikini".

El pantalón vaquero como indicador del volumen corporal

El pantalón vaquero es una prenda versátil y atemporal que, en función del modelo, suele adaptarse a las curvas femeninas y realzarlas. Es bastante común utilizar un pantalón vaquero como indicador de éxito de la "operación bikini".

Muchas de nuestras pacientes, ante determinados cambios en el contorno corporal, refieren que no pueden ponerse sus jeans favoritos, ya sea porque no suben más allá de los muslos o porque les cuesta abrochárselos.

Este aumento del volumen corporal puede responder a diferentes causas, desde una simple sobrecarga alimenticia mantenida en el tiempo hasta determinados cambios hormonales, pasando por la ingesta de determinados medicamentos o la presencia de edema.

Por lo general, los cambios en el volumen corporal son consecuencia de un estilo de vida poco saludable, con una dieta rica en calorías y grasas y una actividad física reducida. En estos casos y tras un correcto diagnóstico realizado por un médico, el tratamiento de primera elección suele consistir en reestructurar la dieta y diseñar un programa de actividad física adecuado para cada paciente.

Los médicos de Instituto Médico Láser de Madrid recomiendan ponerse en manos de un especialista en Endocrinología o Nutricionista, ya que la dieta debe ser totalmente personalizada, esto es, que debe tener en cuenta tanto las necesidades específicas de cada paciente como sus gustos propios, con el fin de reducir el riesgo de abandono de los hábitos saludables adquiridos. Además, la dieta debe ir acompañada de un programa de actividad física y del aporte complementario de los nutrientes que favorezcan la obtención de los resultados deseados.

Cómo tratar la grasa localizada que no responde a la dieta ni al ejercicio

Otro grupo de consultas muy frecuentes son las que realizan algunas de nuestras pacientes al referir que sus jeans no les sientan como antes, a pesar de hacer régimen y deporte varias veces por semana.

Éste es el caso del paciente que, a pesar de cuidarse, sigue presentando lipodistrofia o cúmulos grasos localizados en zonas muy concretas, como las siguientes:

  • Cintura
  • Abdomen
  • Cartucheras
  • Banana subglútea
  • Muslos

Este tipo de grasa localizada es resistente a la dieta y al ejercicio físico, por lo que su tratamiento requiere aplicar técnicas específicas de Medicina Estética.

Tratamientos para reducir la grasa localizada en muslos, abdomen y cartucheras

Tratamientos corporales para la grasa localizada

Algunas de las técnicas disponibles en nuestra clínica de estética para mejorar la lipodistrofia o acúmulos de grasa localizada son:

  • Mesoterapia Mesofat y carboxiterapia
  • Radiofrecuencia multipolar sin contacto
  • Lipolaser

Mesoterapia Mesofat y carboxiterapia

Mesofat es una combinación de principios activos específicos para la reducción del tejido graso que se aplican mediante la técnica de la mesoterapia.

La carboxiterapia potencia la combustión de las células grasas, gracias a la mejora de la oxigenación de los tejidos y de la microcirculación de la zona.

Ambas técnicas pueden combinarse para corregir los acúmulos grasos localizados de grado leve o moderado.

Radiofrecuencia multipolar sin contacto

La radiofrecuencia multipolar sin contacto disponible en IML es un sistema avanzado de radiofrecuencia que calienta el tejido graso para obtener la destrucción de las células grasas sin afectar a la capa superficial de la piel.

Este tratamiento está indicado en el tratamiento de la grasa localizada de grado leve o moderado en zonas como abdomen, costados o muslos y es una alternativa para los pacientes que no pueden o no desean recibir un tratamiento como Lipoláser.

Lipoláser

La liposucción asistida por láser o Lipoláser es un tratamiento indicado en la reducción de la grasa localizada de grado medio. No es un tratamiento para adelgazar, sino para mejorar los cúmulos grasos localizados.

El tratamiento consiste en la aplicación subcutánea de energía láser que destruye selectivamente las células grasas y, al mismo tiempo, induce la formación de nuevas fibras de colágeno, por lo que mejora la adaptación de la piel al nuevo contorno.

La energía del láser se aplica mediante una fibra óptica muy delgada y flexible que permite tratar incluso aquellas zonas difíciles para la liposucción convencional, zonas de pequeño tamaño o compleja anatomía como el pliegue subglúteo o la cara interna de muslos, entre otras.

Fibra óptica de Lipoláser

La fibra óptica de Lipoláser es fina y flexible

Lipoláser permite tratar diferentes zonas en una sola sesión, de forma totalmente ambulatoria. Por lo general, los pacientes que tratamos un viernes se reincorporan a su actividad profesional al lunes siguiente.

En IML hemos desarrollado Tanga Lift, una modalidad de Lipoláser específica para reafirmar y remodelar los glúteos. Consiste en realizar retoques estratégicos que eliminan la grasa allí donde sobra, con la posibilidad de proyectar volumen mediante un injerto de grasa autóloga en la zona media de los glúteos, siempre que la paciente así lo desee.

Nuestros médicos estéticos realizan una valoración personalizada de cada caso en una primera consulta, en la que diagnostican el grado de grasa localizada y el tratamiento que mejor se ajusta a cada paciente, en función de sus necesidades individuales y de sus expectativas. Si lo desea, puede pedir una cita informativa sin compromiso con uno de nuestros médicos expertos.

Solicitar consulta gratuita las condiciones. Cargando consulta

Otros artículos que pueden interesarle:

Vanquish ME, radiofrecuencia para reducir la grasa localizada

Tanga Lift, retoques estratégicos para moldear los glúteos

Mesofat, la mesoterapia corporal de IML contra la grasa localizada